COVID-19 y transporte: acciones y desafíos en Latinoamérica

La Plataforma de Movilidad Urbana Sostenible promueve diálogo y experiencias del sector frente a la contingencia.

 Ciudad de México, 15 de junio.- Esta pandemia ha traído grandes desafíos para el sector de transporte de todas las ciudades del mundo. No se trata solamente de las medidas urgentes e inmediatas, sino de una posible crisis a largo plazo que conlleve a una estigmatización hacia modos de movilidad sostenibles y a riesgos de financiamiento.   

Con el propósito de generar un espacio de diálogo e intercambio entre funcionarios y expertos frente al desafío del COVID-19, el pasado 24 de marzo se llevó a cabo el webinario “Acciones en el sector de transporte en América Latina y el Caribe”, organizado por LEDSLAC, en colaboración con la Plataforma de Movilidad Urbana Sustentable de MobiliseYourCity/EUROCLIMA+, entre otras asociaciones. 

Desde el 11 marzo la Organización Mundial de la Salud declaró la enfermedad del COVID-19 como pandemia mundial, cuyos contagios se concentran actualmente en el continente americano. Si bien el transporte tiene un rol importante en la propagación del virus que causa esta enfermedad, con las medidas adecuadas este sector puede ayudar a reducir el riesgo de contagio y a su vez satisfacer la demanda de movilidad, un elemento básico para el funcionamiento de las ciudades. 

“La unidad y colaboración son claves para enfrentar este gran desafío, por esto este esfuerzo conjunto de compartir experiencias sobre medidas tomadas en varias ciudades de Latinoamérica para prevenir y controlar el contagio, los desafíos, dificultades y lecciones aprendidas hasta la fecha", se destacó en su introducción Carolina Chantrill, de LEDS LAC. 

En ese sentido, en el webinario se compartió información clave sobre cómo las autoridades han generado sus planes de acción, basados en metodologías rigurosas, contemplando la participación de varias instituciones y priorizando siempre la integridad personal y la infraestructura y sostenibilidad del sistema de transporte.

Lecciones aprendidas de Shenzen 

Es vital empezar por estudiar lo que hicieron las ciudades de China, país donde se originó la propagación del virus que ha tenido un impacto global. Verena Flues, especialista en Movilidad Urbana Sostenible en la Cooperación Alemana para el Desarrollo Sustentable, GIZ, presentó la experiencia que llevó a cabo la operadora Shenzen Bus Group, empresa reconocida mundialmente por ser la primera en electrificar toda su flota de autobuses y taxis. Imagenmua

La ciudad de Shenzen se encuentra al sur del país asiático y tiene una población de 12.5 millones de habitantes. Por su industria tecnológica, es un centro económico y de trabajo importante que cuenta con mucha migración interna. Debido a esto, la región se vio afectada rápidamente por el nuevo coronavirus, a pesar de estar a más de mil kilómetros de distancia de Wuhan. 

Cuando el virus comenzó a volverse un problema de salud pública, la empresa tomó medidas internas: adquisición masiva de material de higiene para sus 30 mil empleados, recopilación de desplazamientos, entre otros. En cuanto a su servicio, y contrario a lo que hicieron otras ciudades, se optó por mantener un equilibrio entre mantener servicio de transporte público y al mismo tiempo desincentivar el uso del mismo. “Que la gente no se mueva más de lo necesario pero que pueda hacerlo para llegar a sus destinos de importancia”, destacó Verena. 

Además, Shenzen Bus Group otorgó servicios especiales como coordinar la evacuación de un crucero en el puerto de la ciudad con personas infectadas y originarias de Wuhan, lo que otorga un valor añadido de responsabilidad empresarial. 

Sin duda, la reacción inmediata de la empresa ayudó a que el transporte tuviera un papel benéfico en el control de la epidemia, sin ignorar además las medidas drásticas que requirieron de un gran sistema de recursos humanos y financieros. 

“Habrá importantes pérdidas económicas por parte de las empresas de transporte público, Sheng Bus no es la excepción. Ahí hay una reflexión importante sobre el papel del Estado para apoyar al sector para que sobreviva y pueda seguir funcionando después de esta crisis”, concluyó Verena. 

Experiencias en Latinoamérica

Imagenmu2

Lucila Capelli, Subsecretaria de Movilidad Sostenible de Buenos Aires, presentó el plan de la ciudad argentina durante las primeras semanas de la propagación y durante la fase inicial de la cuarentena. 

Con tres millones de habitantes, Buenos Aires se encuentra en una zona metropolitana que alcanza en conjunto una población de 15 millones. La ciudad recibe tres millones de viajes. Es por ello que el gobierno trabajó en cinco ejes:

  1.  Mantener la oferta de transporte público.
  2. Desalentar la demanda.
  3. Desalentar los picos de saturación.
  4. Promover el cambio modal en la ciudadanía.
  5. Restringir el acceso en ciertos lugares. 

“Parece obvio para los que vienen del sector transporte, pero estos procesos, que involucran a autoridades de salud y políticas, no siempre se toman en cuenta. Nuestro objetivo fue explicar por qué era muy importante mantener la oferta del transporte público para garantizar la accesibilidad”, comentó la funcionaria. 

Por medio de mesas de coordinación para mantener una visión estratégica y con protocolos de medidas de higiene para empleados y usuarios, la ciudad generó diversas medidas de acción como distanciamiento entre usuarios, estrategias de comunicación, coordinación de oferta durante horas pico, flexibilización de horario laboral, entre otras.

Esto generó resultados de hasta un 75% de demanda del transporte público y un aumento del sistema de bicicletas públicas del 29% durante la fase inicial. En el periodo de cuarentena se logró una disminución de demanda de hasta un 95%. “Procuramos mantener la oferta para que médicos, enfermeros y trabajadores esenciales puedan llegar a su lugar de trabajo”. 

Por su parte, Rodrigo Díaz, Subsecretario de Planeación, Políticas y Regulación de la Secretaría de Movilidad de la Ciudad de México, presentó las medidas y desafíos de la ciudad más poblada de Latinoamérica. 

El funcionario explicó que la política mexicana ha sido más de recomendaciones a la población que de restricciones obligatorias. Esto debido a las condiciones desiguales en México, cuyo 60% de población vive en informalidad. 

En temas de movilidad, se ha buscado desincentivar desplazamientos mediante suspensión de trabajos y actividades no esenciales, la cancelación de clases, eventos masivos y cierre de espacios públicos como parques, plazas y cines. 

En el transporte público, se realiza la limpieza exhaustiva del transporte estructurado como metro, BRT, trolebuses, sistema de bicicletas públicas y autobuses gestionados por el gobierno de la ciudad. 

“Aunque ha disminuido la demanda, estamos tratando de superar la oferta, de ofrecer la mayor frecuencia posible, aunque tenga costos operacionales muy elevados. Es la única manera de mantener un distanciamiento social adecuado”. 

Desafíos a futuro

El webinario es un ejemplo de colaboración y de compartir información, una acción clave para afrontar en conjunto durante los meses restantes de la pandemia. “Esto nos planea una urgencia de tomar medidas efectivas de prevención y de atención de emergencia y cómo los sistemas de movilidad están en el centro de todo esto”, señaló Maruxa Cardama, Secretaria General de SLoCaT. 

En este espacio se reconocieron además desafíos a largo plazo. La experta en movilidad consideró necesaria una profunda reflexión sobre las iniciativas de incidencia en favor del transporte sostenible y bajo en carbono como vector de desarrollo humano, sostenible y de acción climática. 

“Con esta crisis como telón de fondo me parece que la comunidad de transporte sostenible debe y puede capitalizar este nervio que se ha tocado para evolucionar nuestros discursos, nuestras iniciativas de incidencia, y también la interacción con otras comunidades más allá de la nuestra, en aras de enfoques más integrados”. 

Para ver el video completo del webinario, da clic en este enlace: https://youtu.be/C1i0wR4V1Yc

Sobre EUROCLIMA+

EUROCLIMA+ es un programa financiado por la Unión Europea para promover el desarrollo ambientalmente sostenible y resiliente al clima en 18 países de América Latina, en particular para el beneficio de las poblaciones más vulnerables. El Programa se implementa bajo el trabajo sinérgico de siete agencias: Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), Agencia Francesa de Desarrollo (AFD), Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), Expertise France (EF), Fundación Internacional y para Iberoamérica de Administración y Políticas Públicas (FIIAPP), Deutsche Gesellschaft für Internationale Zusammenarbeit (GIZ) GmbH y ONU Medio Ambiente.

Para mayor información:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

www.euroclimaplus.org

Contacto

MOVILIDAD URBANA

Dirección

Oficina GIZ: Rue Archimède 61, 1000 Bruselas, Bélgica

Oficina Agence Française de Développement (AFD) : 5 rue Roland Barthes, 75 598 Paris.

Teléfono

GIZ: + 32 2 710 1937
AFD: +33 1 53 44 31 31